ONU pidió una investigación imparcial tras la sentencia del caso Khashoggi

Foto: OZAN KOSE / AFP, 09/10/2018.

 

El secretario general de la ONU, António Guterres, pidió este lunes una investigación imparcial al asesinato del periodista saudí Jamal Khashoggi después de que Riad condenara a muerte a cinco de los acusados, a la vez que rechazó la pena capital.

“El secretario general sigue subrayando la necesidad de una investigación independiente e imparcial del asesinato para asegurar el análisis total y la rendición de cuentas de todas las violaciones de los derechos humanos cometidos en este caso”, dijo en una rueda de prensa el portavoz de la ONU Stéphane Dujarric.

El representante también afirmó que Guterres reitera el “compromiso de la ONU para asegurar la libertad de expresión y la protección de los periodistas”, e insistió en la histórica oposición a la pena de muerte de Naciones Unidas.

Las declaraciones de la ONU se producen horas después de que la Fiscalía de Arabia Saudí anunciara que cinco personas han sido condenadas a muerte en primera instancia por el asesinato de Khashoggi, ocurrido el 2 de octubre de 2018 en el consulado saudí de Estambul.

Exoneraron de responsabilidad sin embargo a Saud al Qahtani, asesor del príncipe heredero de Arabia Saudí, Mohamed bin Salman.

El portavoz de la Fiscalía General saudí, Shalaan al Shalaan, indicó en una rueda de prensa que tanto Qahtani como el subdirector de los servicios secretos saudíes Ahmed Asiri, las dos principales figuras procesadas por el caso, junto con el cónsul saudí en Estambul, fueron exculpados porque no se encontraron pruebas en su contra.

La relatora especial de la ONU para las Ejecuciones Extrajudiciales, Agnes Callamard, también reaccionó este lunes a la sentencia, y tildó de “farsa” el juicio.

“Los ejecutores son culpables, condenados a muerte. Los autores intelectuales no solo se van libres, apenas han sido tocados por la investigación y el juicio. Esto es la antítesis de Justicia, esto es una farsa”, dijo Callamard en Twitter.

En junio, en un informe de cien páginas fruto de seis meses de investigación, Callamard concluyó que el asesinato de Khashoggi “fue el resultado de un plan elaborado” y “premeditado” bajo la supervisión de altos cargos de la monarquía saudí.

EFE